Cargando...
Una entidad del agro se solidarizó con los despedidos en la industria cárnica

Una entidad del agro se solidarizó con los despedidos en la industria cárnica

Sigue creciendo la preocupación por los trabajadores despedidos de frigoríficos en la provincia de Santa Fe, de donde sale el 40% de la carne que exporta el país y tiene 10.000 empleados ligados a la industria exportadora.

Luego que el Sindicato de la Carne de Santa Fe denunciara que más de 150 personas se quedaron sin trabajo el 1° del actual, justo en coincidencia con la extensión hasta el 31 de octubre próximo del cepo para la exportación de carne vacuna, la Sociedad Rural de Santa Fe expresó su solidaridad con quienes perdieron su empleo a causa de la restricción impuesta por el gobierno nacional.

“La medida ha sido un fiasco para el Gobierno, aunque no lo reconozca, y continuar con la misma implica un empecinamiento incomprensible. Con la misma se está destruyendo empleo, por lo cual ante los despidos dados a conocer por el Sindicato de la Carne de Santa Fe, desde la Sociedad Rural de Santa Fe nos solidarizamos con los trabajadores afectados”, señaló la entidad.

El martes pasado, por la noche, la entidad recibió en su sede al gobernador provincial, Omar Perotti, junto a autoridades de la Sociedad Rural Argentina. Allí le plantearon al mandatario la necesidad de que gestione por el levantamiento de la restricción.

“Fue una ocasión propicia donde los ruralistas le solicitaron al Sr. Gobernador que realice todas las gestiones necesarias y urgentes ante las autoridades nacionales para revertir la medida prorrogada”, indicó la Rural de Santa Fe tras ese encuentro.

Los despidos provocados tras la continuidad del cepo generaron una fuerte preocupación en la cadena de la carne, que teme más cesantías.

“A la luz de los hechos la medida fracasó, y se corrobora lo que muchas voces anunciábamos en cuanto a los perjuicios que iba a generar a las posibilidades de producción, desarrollo y crecimiento del país”, indicó la Rural de Santa Fe.

Impacto

“Las limitaciones para exportar bienes afectan a los productores agropecuarios, a la inversión, al empleo, a la recaudación tributaria, a la liquidación de divisas, a la reputación del país ante el mundo y en definitiva a los ciudadanos”, agregó.

Ayer, el ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, pese a la denuncia del Sindicato de la Carne negó la situación.

“Esa noticia es falsa. La realidad es que hemos conversado en estos días, incluso en el día de hoy tomamos contacto con el Ministerio de Trabajo de Santa Fe para preguntar qué estaba ocurriendo y dicen que no tienen ningún caso de despido denunciado. Sí que hay informalmente algún comentario en alguna planta en particular, alguna situación, pero no hay ningún despido. Del mismo modo que hablamos con otras provincias, ayer conversamos con La Pampa y tampoco hay despidos”, señaló el ministro de Desarrollo Productivo.

En la misma línea, Kulfas también desestimó la existencia de un cepo que hoy tiene cuotificadas en un 50% las ventas al exterior de carne vacuna.

“No hay ningún cepo. Lo que ha habido es una política tendiente a ordenar el funcionamiento del mercado interno y del exportador. Vemos una gran oportunidad para que Argentina se convierta en un gran exportador de carne, que se ha hecho de manera desordenada en los últimos años”, señaló el ministro.

(FUENTE: La Nación Campo).